Hoy es 24 de Abril de 2024, Chihuahua, MX.

La organización humanitaria World Central Kitchen (WCK) anunció este martes que suspende sus operaciones en Gaza, después de confirmar que al menos siete de sus trabajadores fueron asesinados “en un ataque de las Fuerzas de Defensa de Israel”.

“El equipo de WCK viajaba en una zona desescalada en dos vehículos blindados con el logo” de la organización, dijo el grupo en un comunicado.

El ataque le costó la vida a un equipo humanitario formado por un británico, un polaco, un australiano y un ciudadano con doble nacionalidad estadounidense-canadiense, además de tres palestinos, según la ONG.

La organización aseguró que se trata de una “tragedia” y que los trabajadores humanitarios “nunca deberían ser un objetivo”.

“Nos han llegado noticias de que miembros del equipo de World Central Kitchen murieron en un ataque de las Fuerzas de Defensa de Israel mientras trabajaban para apoyar nuestros esfuerzos humanitarios de entrega de alimentos en Gaza. Es una tragedia. Los trabajadores de ayuda humanitaria y los civiles NUNCA deberían ser un objetivo. NUNCA”, publicó la ONG en su cuenta de la red social X (antes Twitter).

Se cree que se trata de los primeros trabajadores humanitarios extranjeros asesinados en la guerra de Gaza desde el 7 de octubre, y que ya se ha cobrado más de 32,800 víctimas, la mayoría mujeres y niños.

El Ejército israelí informó en un comunicado “estar realizando una revisión exhaustiva al más alto nivel para comprender las circunstancias de este trágico incidente”, y reiteró que han trabajado “estrechamente” con WCK -fundada por el reconocido chef español afincado en Estados Unidos, José Andrés- para repartir alimentos y ayuda humanitaria en Gaza.

La ONG norteamericana participó el pasado 15 de marzo en la llegada a Gaza de 200 toneladas de alimento y agua, inaugurando un corredor marítimo a bordo del barco del Open Arms, y pese a los llamados de la comunidad internacional y otras organizaciones humanitarias de que solo la llegada masiva de alimento por tierra conseguirá paliar una hambruna inminente en Gaza.

Por su parte el chef José Andrés escribió que las personas fallecidas son ángeles junto con las que trabajó en Ucrania, Gaza, Turquía, Marruecos, Bahamas, Indonesia.

“No son anónimos… no son anónimos. El gobierno israelí debe poner fin a esta matanza indiscriminada. Tiene que dejar de restringir la ayuda humanitaria, dejar de matar a civiles y trabajadores humanitarios y dejar de utilizar los alimentos como arma. No se perderán más vidas inocentes. La paz comienza con nuestra humanidad compartida. Tiene que empezar ahora”, señaló.

WhatsApp