Hoy es 29 de Mayo de 2024, Chihuahua, MX.

e personas que salen del campamento de al-Hol, en el que viven esposas, viudas, hijos y otros familiares de combatientes del EI, se produce en un momento en que las repatriaciones realizadas por países extranjeros se han incrementado en los últimos meses, en un intento por disminuir la población de la instalación que llegó a albergar a 73 mil personas en su punto máximo, alcanzado hace cinco años.

A partir de las primeras horas del día, 254 personas de 69 familias apilaron sus pertenencias en camiones antes de abordarlos y dirigirse al sur, bajo la protección de miembros de la fuerza policiaca local respaldada por Estados Unidos y dirigida por los kurdos, hacia sus ciudades natales en Deir el-Zour.

Este fue el grupo 54 de sirios que salen del campamento en los últimos años, y el primero de 2024, de acuerdo con Jihan Hanan, directora del campamento.

“Siento como si hubiera vuelto a nacer”, dijo Anwar al-Hussein, de 50 años, que vivió en el campamento por más de seis años. De pie, junto a su hijo de 7 años, dijo que el niño no había ido a la escuela durante su permanencia en el campamento y que, con suerte, ahora tendrá una vida normal. El hombre fue llevado al campamento porque se encontraba en la última área controlada por el EI, pero demostró no ser miembro del grupo extremista.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, un organismo de supervisión que se opone a la guerra, indicó que el regreso de los sirios a sus lugares de origen se produce después de lograr un acuerdo entre líderes tribales de Deir el-Zour y las autoridades dirigidas por los kurdos en el noreste de Siria.

“No tenemos ningún deseo de mantener en al-Hol a los residentes del noreste de Siria”, dijo Hanan.

Indicó a The Associated Press que la población del campamento es actualmente de unas 42 mil 700 personas. De ellas, más de 18 mil son iraquíes, mientras que las de origen sirio son más de 16 mil 600.

WhatsApp