Hoy es 20 de Julio de 2024, Chihuahua, MX.

Al menos dos personas resultaron heridas de gravedad y dos de forma leve tras varios ataques con misiles antitanque y cohetes desde el sur del Líbano al norte de Israel, en plena escalada de la tensión con la milicia chií libanesa Hezbolá.

El Ejército israelí confirmó que un soldado resultó levemente herido tras el lanzamiento de dos misiles antitanque contra la localidad de Zar’it, muy cerca de la frontera con el Líbano.

La prensa israelí dijo que, además del soldado, un ciudadano israelí resultó herido leve, y uno estadunidense de gravedad, en el mismo incidente, y que el Ejército está investigando qué hacían dos civiles tan cerca de la frontera.

Además, según el servicio de emergencias Magen David Adom, un hombre de 28 años se encontraba este domingo en «estado grave» tras recibir heridas de metralla en la zona de Baja Galilea, en el norte de Israel.

Así fue el ataque:

«Se identificaron unos 20 proyectiles que cruzaron desde Líbano hacia la zona de la Baja Galilea, algunos de los cuales fueron interceptados por la defensa aérea», informó el Ejército en un comunicado.
El Ejército también indicó que al amanecer sonaron las sirenas por un objetivo aéreo sospechoso en la zona de Ramot Naftali, que fue «interceptado con éxito».

Las sirenas antiaéreas sonaron en decenas de localidades en las regiones de Alta y Baja Galilea ante la andanada de cohetes, reivindicados por Hezbolá.

La metralla también provocó incendios en varios puntos del norte de Israel y los servicios de bomberos están extinguiendo fuegos cerca del parque industrial Kidmat Galil, Kfar Zeitim, Lavi y HaZorim.

El ataque con cohetes es probablemente una respuesta a la muerte anoche, en un ataque israelí del comandante de la defensa aérea de la milicia chií Hezbolá, Maitham Mustafa Al Ataar, en Baalbek, en el noreste de Líbano, a unos 80 kilómetros de la frontera con Israel.

Al Ataar, cuya muerte también fue confirmada por Hezbolá, dirigió muchas de las actividades de la unidad y participó en la planificación y ejecución de numerosos ataques contra el Estado de Israel, indicó el Ejército israelí.

Así volaron los cohetes:

«También voló a Irán varias veces, donde adquirió conocimientos y ayudó a fortalecer la fuerza y ​​el arsenal de armas iraníes de la organización terrorista Hezbolá», agregó.
El jueves Hezbolá lanzó el mayor ataque contra Israel desde octubre, más de 200 cohetes y 20 drones explosivos a lo largo de toda la frontera, en represalia por la muerte de un alto comandante del grupo, Mohamad Nasser, la víspera en un ataque israelí en la zona de Tiro, sur de Líbano.

La frontera entre Israel y Líbano vive su mayor pico de tensión desde 2006 con un intenso intercambio de fuego desde octubre, que se ha cobrado la vida de al menos 515 personas, la mayoría en el lado libanés y en las filas de Hezbolá, que ha confirmado unas 328 bajas de milicianos y comandantes, algunas en Siria.

En Israel han muerto 26 personas, 16 militares y 10 civiles.

Ataque israelí contra el Líbano:

Las hostilidades en la línea divisoria comenzaron el 8 de octubre, al día siguiente de que estallara la guerra en la Franja de Gaza, en solidaridad de Hezbolá con las milicias islamistas palestinas del enclave; aunque el cruce del fuego se ha intensificado haciendo temer una guerra abierta.

Fuentes de Hezbolá han confirmado que si se logra un alto el fuego en Gaza (Israel y Hamás negociarán la semana que viene en Doha una nueva propuesta) eso implicará inmediatamente calma en la frontera norte de Israel; mientras la comunidad internacional, sobre todo Estados Unidos y Francia, busca una salida diplomática a ese conflicto en ciernes.

Con información de Milenio

WhatsApp