Hoy es 01 de Marzo de 2024, Chihuahua, MX.

Cuatro aficionados de los Chiefs quedaron en la casa de uno de ellos para celebrar el triunfo de los Chiefs ante Los Angeles Chargers en su camino para jugar la Super Bowl, objetivo que finalmente logró Kansas City.

Pocos días después la Policía descubrió los cadáveres congelados en el domicilio de Jordan Willis, el organizador del encuentro de los fans de los Chiefs.

Hasta el momento lo que saben los investigadores sobre estas misteriosas muertes es que los familiares de Clayton McGeeney (36)David Harrington (37) y Ricky Johnson (38), que habían quedado con Jordan Willis el 7 de enero, denunciaron su desaparición.

Pocos días después la Policía detuvo a Jordan Willis y descubrió los tres cadáveres congelados de los aficionados de Misuri en la casa de Willis (dos en el patio trasero y otro en el porche).

Por el momento Jordan Willis no ha sido acusado formalmente de ningún delito.

TMZ informa que Willis, que sostiene que se fue a dormir («me fui a la cama y dejé a los tres solos abajo») y que no sabía nada de sus amigos, ha negado cualquier conocimiento sobre cómo sus compañeros aparecieron muertos y congelados en su patio trasero… y dice que ni siquiera sabía que alguien los estaba buscando.

«Nadie cree esta historia… Todo el mundo está furioso», denunció la madre de David Harrington.

John Picerno, abogado de Willis, informó que los tres hombres pudieron morir de una supuesta hipotermia por las bajas temperaturas que sufrió Kansas City ese fin de semana (10 °C bajo cero).

La desaparición y muerte de los seguidores de los Chiefs recuerda a la serie True Detective: Noche Polar

El caso de la aparición de los tres cadáveres congelados de los aficionados de los Kansas City Chiefs de la NFL recuerdan al que investigan Liz Danvers (Jodie Foster) y Evangeline Navarro (Kali Reis) en la cuarta temporada de la serie True Detective (True Detective: Noche Polar) que emite HBO Max.

En la cuarta entrega de esa célebre serie se investiga la desaparición de seis hombres de una estación científica en el Ártico.

WhatsApp