Hoy es 25 de Abril de 2024, Chihuahua, MX.

El aspirante de Morena, Ricardo Taja, fue asesinado en la pozolería Las Vecinas. Este cruel suceso, ocurrido el 21 de diciembre de 2023, marcó el inicio de una cadena de violencia política que ha sacudido México en el contexto de las elecciones 2024, consideradas como el proceso electoral más grande en la historia del país.

Desde el inicio de las precampañas en noviembre de 2023 hasta el 6 de marzo de 2024, México ha sido testigo de 23 homicidios de políticos, incluyendo alcaldes, candidatos, regidores y políticos inactivos. Este número alarmante arroja luz sobre la vulnerabilidad de aquellos que buscan servir a la sociedad a través de la política, convirtiendo el proceso electoral en una empresa peligrosa y, en ocasiones, fatal.

El Instituto Nacional Electoral (INE) ha anunciado un proyecto para proteger a los candidatos, clasificando las regiones en alta, media y baja incidencia delictiva y considerando amenazas previas contra los aspirantes. Sin embargo, la efectividad y detalles precisos de estas medidas aún están por verse.

Veracruz y Michoacán como estados peligrosos

Geográficamente, la violencia política se concentra principalmente en los estados de Veracruz y Michoacán, donde operan cárteles en conflicto por el control territorial. Otros estados afectados incluyen Zacatecas, Estado de México, Chiapas y Colima. Incluso la Ciudad de México, por mucho tiempo considerada un refugio relativo, no ha escapado a esta ola de violencia, como lo demuestra el asesinato de la activista Samantha Gómez.

Información tomada de El Imparcial

WhatsApp