Hoy es 26 de Febrero de 2024, Chihuahua, MX.
Créalo

Tecnología 6G: ¿Qué novedades más allá del 5G traerá la próxima generación de conectividad?

Tecnología 6G: ¿Qué novedades más allá del 5G traerá la próxima generación de conectividad?

El sector y la actualidad en el mundo de las telecomunicaciones está evolucionando rápidamente, y mientras el 5G continúa expandiéndose, las miradas se dirigen hacia el futuro con la expectativa del 6G

Se ha conseguido pasar de la 1G a la 5G en un periodo de tiempo relativamente corto —40 años—, así que la 6G es la progresión natural hacia una conectividad inalámbrica más rápida y mejorada.

En última instancia, se esperan velocidades tan increíblemente rápidas que no se necesitarán barras de progreso ni tiempos de espera para ninguna cantidad normal de datos, al menos con los estándares actuales. Todo estará disponible al instante.

Si bien el 6G aún está en las etapas de especulación y desarrollo, se espera que los primeros despliegues comerciales ocurran alrededor de 2030. La estandarización deberá comenzar en 2024, con especificaciones listas para 2028, según Patrik Persson, director del programa 6G de Ericsson Research. 

  • ¿Qué novedades traerá al mundo el 6G?
  • ¿Cómo será el mundo con 6G?
  • Cuidado porque no será tan fácil como se piensa

¿Qué novedades traerá al mundo el 6G?

Cuando los expertos hablan de 6G hay una serie de puntos en los que coinciden:

Velocidades de 1 Tbps que podrían permitir algún día alcanzar velocidades máximas de un terabit por segundo en un dispositivo de Internet. Para hacerte una ligera idea, esto es 1.000 veces más rápido que 1 Gbps, la velocidad más rápida disponible en la mayoría de las redes domésticas de Internet hoy en día. Pero ojo, porque también es 100 veces más rápido que 10 Gbps, la hipotética velocidad máxima del 5G. 

Los investigadores predicen que la 6G se sustentará en un ancho de banda extremadamente alto y con gran fiabilidad. Internet será accesible de forma instantánea y continua, disponible para muchos de nosotros que hacemos uso de miles de dispositivos en nuestra vida cotidiana.

En 2019, la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) abrió las puertas a un posible futuro 6G al permitir a las empresas comenzar a experimentar con lo que se ha denominado como ondas de terahercios u ondas submilimétricas. Se trata de bandas de radio que tienen una frecuencia más alta que las ondas milimétricas, que son la solución a la gran congestión de red. 

El gran problema de estas ondas milimétricas es que solo funcionan en distancias cortas. Y en cierta forma la de terahercios igual, pero si se aprovecha adecuadamente, se puede abrir una capacidad aún mayor.

Por último, y cómo no, uno de los grandes protagonistas de estos años y el futuro, la inteligencia artificial. Y es que todo lo relacionado con este ámbito ha sido objeto de gran debate en medio del auge de la 5G. Se espera que la llegada de la 6G le dé el empuje final para que la IA sea necesaria para mantener todo coordinado y funcionando sin problemas.

¿Cómo será el mundo con 6G?

Descargas instantáneas y contenidos en 8K

Imagina descargar hasta 100 Gb por segundo. Con las redes 6G, esto dejará de ser un sueño para convertirse en parte de nuestra rutina diaria. Ver contenido en 8K será tan común como tomar un café por la mañana, gracias a velocidades de descarga que desafían cualquier límite.

Realidad aumentada al alcance de todos

La realidad aumentada dejará de ser un privilegio para convertirse en algo accesible para todos. Las redes 6G, con sus latencias casi inexistentes, abrirán las puertas a experiencias de realidad aumentada, más fluidas y envolventes. Desde juegos hasta aplicaciones prácticas, la realidad aumentada será una parte integral de nuestra vida cotidiana.

Avances médicos y cirugía remota

La baja latencia no solo afectará nuestras experiencias de entretenimiento, sino que también revolucionará la atención médica. La cirugía remota y el control preciso de las máquinas serán posibles como nunca antes. Esto permitirá avances médicos que podrían cambiar la forma de enfrentarse a los problemas de la salud.

Internet de las cosas (IoT)

Piensa en conectar millones de dispositivos en un solo kilómetro cuadrado. Las redes 6G harán posible esto, impulsando el crecimiento del Internet de las Cosas. Hogares inteligentes, vehículos autónomos y sistemas de monitoreo en tiempo real serán una realidad, transformando la forma en que vivimos y trabajamos.

Cuidado porque no será tan fácil como se piensa

La construcción de infraestructura 5G ya ha sido una tarea muy compleja para los operadores móviles, por lo que el despliegue del 6G no solo implica nuevos costes de inversión, sino también problemas únicos y nuevos por resolver

Según Sue Rudd, directora de redes y plataformas de servicios de TechInsights, las demandas emergentes de casos de uso intensivo, como el famoso metaverso, plantean problemas aparte. Considerado la aplicación insignia del 6G, requiere velocidades, interactividad e interconexión hombre-máquina sin precedentes. 

«El metaverso, sin embargo, impacta profundamente en la infraestructura de red. Desafía el diseño actual de Internet de la década de 1990 al introducir un Multiverso de Múltiples Redes y Dominios Paralelos, una MultiRed. Esta MultiRed exige reglas y políticas para la interacción entre personas y máquinas a través de sus dominios, rompiendo la limitada arquitectura de Internet TCP-IP y propulsando un paradigma más sólido que el actual ‘Mejores esfuerzos, confíe en cualquiera’, que ya está desgastado», destaca Rudd.

Sarah McBride, analista senior de Omdia, comenta los problemas iniciales relacionados con la asignación de espectro Thz. «El uso de bandas de THz presenta desafíos, especialmente en la transferencia de datos a distancias considerables debido a la alta pérdida de propagación y las características de absorción atmosférica», comenta.

«Los reguladores deben tener en cuenta estos aspectos al asignar este espectro. Los operadores deben diseñar nuevas arquitecturas de transceptores para sistemas de comunicación THz que funcionen eficientemente a altas frecuencias. Además, se deben abordar preocupaciones clave como seguridad, privacidad y confianza», añade.

En resumen, la industria de las telecomunicaciones se enfrenta a un camino lleno de piedras con el despliegue del 6G. La experiencia que ya tienen durante el lanzamiento del 5G seguro que de algo ha servido, pero la magnitud de lo que está por venir requiere un enfoque diferente y soluciones innovadoras. 

Desde luego, la carrera hacia el 6G está atrayendo la atención de muchos actores del sector. El proveedor de pruebas y mediciones Keysight Technologies se ha comprometido con su desarrollo. 

Grandes compañías, como LG, Huawei, Nokia y Samsung, han señalado también que están trabajando en la I+D de la 6G. ¿Podrá la industria aprender de sus experiencias anteriores mientras cada vez está más cerca la llegada del 6G?

WhatsApp