Hoy es 30 de Mayo de 2024, Chihuahua, MX.

Cuando utilizamos aplicaciones de mensajería como WhatsApp o Signal todos nuestros mensajes están cifrados de extremo a extremo. Estamos hablando de una herramienta que busca garantizar que solo los participantes de una conversación puedan ver lo que se comparte. Incluso si alguien interceptara los datos de la misma, algo que es técnicamente posible, no podría leer su contenido.

Como podemos ver, el cifrado de extremo a extremo es un recurso de seguridad muy valioso. Sin embargo, no todo el mundo está de acuerdo con esto. Dentro de la Unión Europea son varios los actores que creen que esta herramienta obstaculiza la lucha contra el crimen. En India sucede algo similar dado que el país lleva impulsando una normativa que puede poner en peligro la privacidad de los usuarios.

En busca de la trazabilidad de los mensajes

En 2021 se actualizó en India la Ley de Tecnología de la Información para abordar delitos relacionados a la soberanía nacional, la seguridad del Estado, el abuso sexual infantil, entre otros. La normativa establece que la justicia puede solicitar la identificación del primer emisor de un mensaje a través de una orden judicial. Dicha información debería estar disponible “electrónicamente” para el caso en cuestión.

La normativa señala que solo se dictará un orden de identificación en casos en los que “otros medios menos intrusivos” no hayan sido eficaces. Esta mecánica no ha sido del agrado de Meta, que hace más de tres años se presentó ante los tribunales de Nueva Delhi para solicitar la suspensión de al menos uno de los artículos de la ley tras considerar que ponía en riesgo el cifrado de extremo a extremo de WhatsApp.

En la presentación judicial, Meta señaló que no era posible rastrear al creador de un mensaje sin romper el cifrado. Asimismo, señaló que el país estaba excediendo sus poderes al impulsar una medida inédita en el mundo. Sin embargo, también se mostró abierta a “encontrar soluciones prácticas” para proteger a los usuarios y cumplir con las normativas impulsadas por la administración de Narendra Modi.

Lejos de que la conversación haya llegado a buen puerto, todo parece haber empeorado en 2024. Según recoge Times of India, Meta ha tomado una postura tan drástica como decisiva: si el Gobierno le obliga a romper el cifrado extremo a extremo en WhatsApp, abandonarán el mercado indio. En este sentido, la compañía señaló que los usuarios eligen la aplicación por sus características de seguridad.

Tejas Karia, representante de Meta en los tribunales, argumentó que la nueva normativa es una amenaza para la privacidad de los usuarios y que infringe los artículos 14, 19 y 21 de la Constitución de la India. Kirtiman Singh, representante del gobierno, defendió las regulaciones y dijo que siguen firmen en su intención de rastrear a los autores de los mensajes que puedan estar relacionados a los delitos señalados.

Todavía es pronto para saber qué sucederá realmente. El caso, que lleva años en los tribunales, entrará en una nueva etapa el próximo 14 de agosto cuando se celebre una audiencia. En este punto es preciso recordar que WhatsApp es la aplicación de mensajería (y mucho más que mensajería) más utilizada de India. Y no solo eso, India es el país con más usuarios de WhatsApp en todo el mundo.

WhatsApp