Hoy es 21 de Abril de 2024, Chihuahua, MX.

Decenas de personas se manifestaron en la Cámara mexicana de Diputados contra la reforma constitucional del presidente, Andrés Manuel López Obrador, que busca prohibir el uso de cigarrillos electrónicos o vapeadores.

“La intención es informar a los legisladores para que pongan un freno a esta iniciativa que lanzó el presidente de elevar a reforma constitucional una prohibición que ha sido invalidada innumerables veces en la Suprema Corte”, dijo Luis Felipe Gamboa, coordinador en Alianza por la Libertad del Vapeo.

Los inconformes, de organizaciones como Pro Vapeo, la World Vapers Alliance y ‘Yo Vapeo, Yo Voto’, protestaron a favor de que se regularicen estos dispositivos electrónicos porque, aseveraron, son una alternativa para evitar el tabaco.

“Nosotros pedimos y exigimos una regulación donde haya un control de venta a menores, que no se les venda y un control de calidad que exija la Cofepris (Comisión Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios) para que se le dé una regulación mínima, que le dé seguridad al consumidor”, expresó.

María Nieves García, una mujer que fumó durante 35 años de su vida, aseguró que en ese tiempo probó diferentes métodos para dejar de fumar, desde pastillas hasta hipnosis, pero todo fue en vano hasta usar un vapeador.

“La transición del tabaco al vapeador fue muy sencillo, y fue muy sencillo por una razón fundamental: me asesoré con las personas indicadas”, enfatizó.

García señaló que la protesta, más que defender el vapeo, busca proteger la libertad de que cada quien consuma lo que “mejor le convenga”.

“Una de las principales razones por las cuales estoy aquí el día de hoy, independientemente de que yo vapee, es porque hay que respetar la libertad de las personas. En el momento en el que lo prohíben se va a acabar (la libertad), no va a haber la posibilidad de que te puedan asesorar como lo hicieron conmigo”, aseveró.

Alberto Gómez Fernández, miembro de la World Vapers Alliance, señaló que también protestaron porque la prohibición “es un completo fracaso”.

“Lo único que consigue es que los productos se vendan en el mercado negro, donde no pasan controles de seguridad, ni de calidad, criminaliza a los consumidores, criminaliza a los comerciantes y además hace que se encarguen de la comercialización los grupos de crimen organizado, los cárteles”, lamentó.

Defendió que los vapeadores son una herramienta para quienes quieren dejar de fumar.

Estudios científicos aseguran que el vapeo es un 95 por ciento menos dañino que el cigarro, además de que políticas públicas implementadas en países como el Reino Unido relacionadas con los vapeadores están ayudando a combatir el tabaquismo, según Gómez Fernández.

Insistió en que la demanda es la regulación, que haya controles de calidad y de seguridad en los dispositivos, sobre los ingredientes que se utilizan y que permitan a los adultos comprar estos productos de una manera más accesible.

Los manifestantes portaron mantas con leyendas como “El vapeo salvó mi vida” “Yo voto, yo vapeo”, “Regulen el vapeo”, “El vapeo no es tabaco”, entre otras.

Con información de EFE

WhatsApp