Hoy es 13 de Julio de 2024, Chihuahua, MX.

El director ejecutivo de la Junta Central de Agua y Saneamiento (JCAS), Mario Mata Carrasco dio a conocer que la toma clandestina que se aseguró en una propiedad de Alfredo Lozoya Santillán, exalcalde de Parral, tenía por lo menos 5 años extrayendo líquido de manera ilegal.

Mata Carrasco especuló que posiblemente, dicha toma clandestina era la que abastecía las pipas de agua que el excandidato de Movimiento Ciudadano a la gubernatura repartía en diversas colonias de Parral.

Dijo que el operativo derivó de 5 denuncias anónimas que se realizaron en contra de Lozoya Santillán por el uso de tomas clandestinas y se tenía previsto intervenir una vez que pasara el periodo electoral, sin embargo, la última queja indicaba que para la extracción de agua se estaba utilizando tubería de 3 pulgadas, misma que no se tiene permitida por ser de grandes dimensiones.

Se estima que dicha toma clandestina ha dispuesto de 283 millones de metros cúbicos de agua, sin embargo, se trabaja en calcular la cifra exacta para determinar la multa económica a la que será responsable al exalcalde, al tiempo que se dará seguimiento con una denuncia penal en la Fiscalía General del Estado (FGE).

Agregó que Lozoya Santillán se negó en un inicio a permitir la entrada del personal de la JCAS, mostrando una actitud violenta y amenazadora por lo que se solicitó apoyo de la Fiscalía General para poder realizar la revisión, encontrándose una toma a la que se le puso un tapón de plástico, pero que presentaba humedad en los alrededores, confirmándose que se extraía agua de la misma.

WhatsApp