Empresarios bolivianos fabrican hornos crematorios móviles ante el repunte de muertes por covid-19

Empresarios bolivianos han creado hornos crematorios móviles en medio de la pandemia del coronavirus para afrontar la crisis sanitaria y funeraria en el país, informa la agencia de noticias AP.

Un grupo de empresarios mineros de Bolivia decidieron fabricar estos hornos después de que decenas de cadáveres se acumularan en las calles, debido a que las familias de las víctimas del coronavirus no tenían a dónde llevar los cuerpos y las autoridades no hacían el levantamiento conforme al protocolo sanitario.

“En ocasiones ha habido 30 muertos, 50 muertos apilados, o que los cadáveres amanecen botados en las calles. Es porque las familias no tienen los recursos o no están encontrando dónde llevarlos a enterrar o a cremar y acaban en las calles para no contaminarse”, declaró el empresario Carlos Ayo a la agencia.

Levantamiento de cadáveres
En este contexto, el pasado fin de semana la Policía boliviana realizó el levantamiento de 191 cadáveres, un 80 % de los cuales correspondientes a víctimas de covid-19, según informó el titular de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), Iván Rojas, citado por El Deber.

“Estamos preparados para ese escenario, de tener que levantar más cadáveres por día”, declaró Rojas el pasado jueves.

Bolivia tiene hornos crematorios solo en las principales ciudades del país. En el departamento de Cochabamba, el segundo con más casos confirmados y decesos por covid-19 —después de Santa Cruz— solo el cementerio principal cuenta con horno crematorio.

La iniciativa de los crematorios móviles intenta dar respuesta a la falta de capacidad de las autoridades para realizar los servicios funerarios en medio de la pandemia del coronavirus.

A mediados de julio, el ministro del Gobierno de facto, Arturo Murillo, declaró que la Administración de Jeanine Áñez buscaba expropiar hospitales y cementerios privados en distintas regiones para evitar el colapso en la atención médica y funeraria.

Por su parte, el director de Empresas de la Alcaldía de La Paz, Martín Fabri, dijo a AP que la ciudad pasó de realizar 500 servicios funerarios al mes a gestionar 2.000 en julio.

Agosto será “peligroso”
Hasta este domingo, el Ministerio de Salud de Bolivia contabilizaba un total de 80.153 casos confirmados de coronavirus y 3.153 fallecidos.

El director de Epidemiología del Ministerio de Salud, Virgilio Prieto, advirtió que agosto será un mes “demasiado peligroso” y “problemático” para el país debido al posible aumento de contagios.

Fuente: RT