El 10 de diciembre EU aprobará las vacunas. E iniciará con viejitos y empleados de salud, en 48 horas

Veinte días a partir de hoy. Ese es el plan de Estados Unidos. Los grupos de alta prioridad, que incluyen trabajadores médicos de primera línea y residentes de hogares de ancianos, serán los primeros en recibir una vacuna. Luego vendrán los adultos mayores, después los adultos más jóvenes, pero ya en la primavera. Y es curioso porque los niños no están en la lista de prioridades: el SARS-CoV-2 no los afecta como a los demás. Tampoco las mujeres.

El doctor Moncef Slaoui, jefe de Operation “Velocidad de la Luz” o “Warp Speed”, dijo que dentro de las 24 horas posteriores a que la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) apruebe una vacuna, las dosis se enviarán a los estados para su distribución. Y dentro de las 48 horas posteriores a la aprobación, las primeras personas probablemente recibirían inyecciones. O antes: quizás en 24 horas. Slaoui lo anunció en el programa “Esta Semana, con George Stephanopoulos”, que se transmite por la cadena ABC.

Pfizer y Moderna anunciaron que sus vacunas tenían una eficacia de alrededor del 95 por ciento, y Pfizer ya presentó formalmente una solicitud a la FDA para aprobación de emergencia. Los reguladores de la agencia pasarán unas tres semanas revisando la solicitud. El 10 de diciembre, una junta asesora externa sobre vacunas se reunirá para discutirla y se espera que la agencia tome una decisión poco después de esa reunión. Moderna presentaría pronto su propia solicitud. No se sabe aún qué con AstraZeneca, que hoy presentó resultados al 90 por ciento fiables. Es importante, porque México tiene su apuesta en esa vacuna, que podría ser mucho más barata.

A diferencia de las vacunas Pfizer y Moderna, la de Oxford-AstraZeneca no tiene que almacenarse a temperaturas extremadamente frías, lo que podría facilitar su distribución, especialmente en los países en desarrollo. Las tres vacunas deberán ser aprobadas por las autoridades reguladoras antes de que puedan distribuirse ampliamente.

‘Si la primera vacuna se autoriza a mediados de diciembre, los funcionarios y representantes de la empresa han estimado que solo habrá suficientes dosis disponibles para tratar a unos 22.5 millones de estadounidenses en enero. Cada vacuna requiere dos dosis, separadas por varias semanas”, dice hoy The New York Times.

Slaoui dijo que las vacunas se enviarían a los estados, en proporción a su población, y que los estados decidirían cómo y dónde distribuir las dosis. Dijo que probablemente un día después de que una vacuna reciba la autorización, un comité de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades emitiría recomendaciones sobre qué grupos deberían ser los primeros en recibir una vacuna.

El doctor Scott Gottlieb estuvo en el programa de CBS “Face the Nation”. Allí dijo que esos grupos probablemente serían seguidos por otros adultos mayores y luego se expandirían a adultos más jóvenes en la primavera. Tanto él como Slaoui estimaron que decenas de millones de adultos podrían ser vacunados en algún momento de mayo. Le seguirían las vacunas para los niños.

Fuente: Sin embargo