Dejar de fumar es más difícil para mujeres que para hombres

Estados Unidos.- Fumar es un hábito que es notablemente difícil de abandonar, pero un nuevo estudio sugiere que para las mujeres es mucho más difícil dejarlo que para los hombres.

¿Por qué? Los investigadores apuntan a una prevalencia más alta de ansiedad y depresión en las mujeres, lo que podría interferir incluso con las mejores intenciones de abandonar el hábito. Y una experta anotó que las evidencias anteriores han mostrado que los cerebros de las mujeres reaccionan de forma distinta a la nicotina.

En el estudio más reciente, en que participaron más de 200 pacientes del Hospital St. Michael’s, en Toronto, la prevalencia de ansiedad o depresión fue del 41 por ciento entre las mujeres, mientras que fue de solo un 21 por ciento entre los hombres.

La depresión y otros trastornos del estado de ánimo se deben resolver en las mujeres que fuman, sobre todo las que sufren de enfermedad cardiaca y accidente cerebrovascular, planteó la autora sénior del estudio, la Dra. Beth Abramson, profesora asociada de medicina en la Universidad de Toronto.

“Dejar de fumar es el factor de riesgo modificable más significativo para la prevención de la enfermedad cardiaca en las mujeres, pero no hay una solución universal”, anotó Abramson.

En el estudio, la edad promedio de los participantes fue de 56 años, y casi dos tercios eran mujeres. Los pacientes reportaron que habían fumado, en promedio, 18 cigarrillos al día durante 37 años. Dos tercios tenían anomalías en los lípidos, como la dislipidemia, en que los niveles en sangre de los lípidos (los triglicéridos y el colesterol) se disparan. Casi dos tercios tenían hipertensión, casi la mitad reportaron enfermedad cardiaca, y más de una cuarta parte presentaban depresión o ansiedad.

Tras seis meses, 58 (un 25 por ciento) de los participantes habían dejado de fumar, mientras que 68 (un 29 por ciento) habían reducido el número de cigarrillos que fumaban en más de la mitad. El número total de visitas a la clínica, el uso de medicamentos recetados como Chantix (vareniclina) para tratar la adicción a fumar, el sexo y la capacidad de costear el tratamiento influyeron en las probabilidades de éxito. Aunque usar Chantix multiplicó por más de dos las probabilidades de éxito, las mujeres tenían alrededor de un 50 por ciento menos de probabilidades de dejar de fumar que los hombres.

Por|The new York times