Corea del Sur hace 360 disparos de advertencia contra avión ruso

Corea del Sur dice haber disparado 360 tiros de advertencia contra un avión militar ruso que ha violado su espacio aéreo; una acusación que Moscú rechaza.

Seúl asegura que tres aviones militares rusos —dos bombarderos TU-95 y un avión A-50 de alerta temprana y control aerotransportado— y dos aviones militares chinos han penetrado este martes en la denominada Zona de Identificación de Defensa Aérea (ADIZ, por sus siglas en inglés) de Corea del Sur, sobre el mar de Japón (mar del Este).

En un comunicado, el Estado Mayor Conjunto de Corea del Sur ha informado que un avión A-50 ruso, al que se le hizo los disparos de advertencia, ha violado dos veces el espacio aéreo surcoreano en la costa este del país.

El Ejército surcoreano afirma haber activado una maniobra de “scramble” y despegue urgente al detectar al avión ruso cuando entró en su espacio aéreo. Y al no responder a las advertencias por radio, Corea del Sur desplegó aviones de combate F-15 y F-16 que lanzaron 360 tiros de advertencia ante el avión ruso, 80 durante la primera violación y 280 durante la segunda obligándolo a abandonar su espacio aéreo.

Los funcionarios surcoreanos creen que este incidente ha tenido lugar como parte de un ejercicio militar conjunto entre Rusia y China. Dos bombarderos chinos H-6 habían pasado a la zona de identificación de defensa aérea de Seúl apenas unas horas antes, acompañados por otros dos aviones militares rusos.

El Ministerio de Defensa surcoreano ha convocado este martes a los agregados militares de las embajadas rusa y china en Seúl para presentar una protesta contundente.

El director de la Oficina de Seguridad Nacional de Corea del Sur, Chung Eui-yong, ha protestado ante el secretario del Consejo de Seguridad ruso, Nikolai Patrushev, según la Oficina presidencial surcoreana.

Chung le ha dicho a Patrushev que Seúl se está “tomando con mucha seriedad el incidente” y que, si “semejante acto se repite”, Corea del Sur “llevará a cabo medidas más duras”.

Seúl afirma que es la primera vez que un aparato militar de Moscú viola el espacio aéreo de Corea del Sur desde el final de la guerra de Corea (1950-1953), aunque la intromisión en la ADIZ ha sucedido anteriormente; que Moscú no reconoce como tal.

Rusia envía dos bombarderos estratégicos cerca de Japón y China | HISPANTV
Rusia envía dos bombarderos estratégicos cerca de Japón y China | HISPANTV
En medio de la escalada de tensiones en el este de Asia, dos bombarderos estratégicos rusos modelo Tupolev Tu-95MS, capaces de cargar ojivas nucleares, han sobrevolado este martes el mar del Este y el mar de la China Oriental, así como el oeste del océano Pacífico.

Moscú rechaza acusaciones de Corea del Sur y disparos contra sus aviones

En respuesta, el Ministerio de Defensa de Rusia ha negado haber violado el espacio aéreo de Corea del Sur, y ha asegurado que sus aviones volaban sobre aguas neutrales del mar de Japón. Además, ha desmentido la versión de Seúl de que los cazas surcoreanos abrieron fuego de advertencia para alejar a los bombarderos estratégicos rusos

Los militares rusos declararon que dos bombarderos estratégicos Tu-95ms de las Fuerzas Aéreas del país realizaban un vuelo rutinario en esa zona cuando “se les acercaron dos cazas F-16 surcoreanos, que con maniobras no profesionales se interpusieron en su ruta creando una amenaza para su seguridad”.

“Los pilotos surcoreanos no se comunicaron con las tripulaciones de los Tu-95ms, y después de arrojar bengalas (de defensa antimisiles) los F-16 se alejaron de los aviones rusos”, subraya el Ministerio de Defensa de Rusia.

Según los militares rusos, no es la primera vez que pilotos surcoreanos intentan impedir los vuelos de la aviación de Rusia sobre las aguas neutrales del mar de Japón, aduciendo una “zona de identificación de defensa aérea establecida arbitrariamente por Corea del Sur”.

Moscú ha dicho que no reconoce tales zonas que no están contempladas por las normas internacionales, de lo que se ha informado por diversos canales y en reiteradas ocasiones a la parte surcoreana.

“Los cazas surcoreanos no efectuaron ningún disparo de advertencia. Si los pilotos rusos hubiesen sentido alguna amenaza a la seguridad (de sus aparatos), la respuesta no se hubiera hecho esperar”, ha agregado el Ministerio de Defensa.

Fuente: HispanTV