Van 28 muertos por ataque a centro de rehabilitación en Guanajuato

Veintiocho internos de un centro clandestino de rehabilitación de adictos, la mayoría jóvenes, en Irapuato, Guanajuato, fueron asesinados la tarde del miércoles por un comando. Tres quedaron heridos, dieron a conocer fuentes gubernamentales.

Fue el cuarto atentado contra un establecimiento de este tipo en la ciudad –territorio del cártel Santa Rosa de Lima y una de las más violentas del país– de diciembre pasado a la fecha.

La masacre se perpetró alrededor de las 17:45 horas en el anexo ubicado en la calle Lerdo de la comunidad de Arandas, a un costado de un campo de futbol, informó Pedro Cortés Zavala, secretario de seguridad ciudadana municipal.

Testigos aseguraron que el grupo armado, que se desplazaba en un automóvil rojo, ingresó al inmueble y obligó a los jóvenes a tirarse boca abajo y en fila para luego matarlos. En el centro de rehabilitación había unas 35 personas. En ese lugar murieron 24 internos y horas después otros cuatro.

Una llamada al sistema de urgencias 911 alertó a las autoridades sobre disparos y acudieron agentes municipales. Minutos después llegaron socorristas, quienes trasladaron a los heridos a hospitales de la localidad; la policía acordonó el perímetro del inmueble.

Luego arribaron elementos de la policía estatal, la Guardia Nacional y el Ejército Mexicano, así como de la Fiscalía General del Estado para recoger indicios.

También llegaron familiares de los internos para pedir información; algunas madres de los jóvenes rompieron en llanto al enterarse de que había muertos y no saber sobre el paradero de sus seres queridos.

El secretario de seguridad de Irapuato, Pedro Alberto Cortés Zavala, llegó al sitio y confirmó el número de personas ultimadas (hasta ese momento eran 24 muertos y siete heridos de gravedad, todos varones). Aseveró que el anexo no tenía permisos para operar.

El gobernador de Guanajuato, el panista Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, condenó la matanza y advirtió que en la entidad, territorio del cártel Santa Rosa de Lima, que mantiene una disputa con el cártel Jalisco Nueva Generación, se necesitan más que nunca acciones coordinadas entre la Federación y el estado.

Lamento profundamente y condeno los hechos ocurridos esta tarde en Irapuato. La violencia generada por la delincuencia organizada no solamente priva de la vida a los jóvenes, sino que además roba la paz a las familias guanajuatenses, escribió en sus redes sociales.

El mandatario refirió que duelen las vidas segadas por la violencia y que el estado tiene un compromiso absoluto’ con la justicia. Hoy más que nunca es necesaria la intervención coordinada de autoridades federales y estatales como única vía para afrontar con éxito esta situación, consideró.

Rodríguez Vallejo dijo que tiene un compromiso personal e institucional con las 24 personas asesinadas y las siete heridas inicialmente en el ataque. Estamos trabajando y no descansaremos hasta devolver la tranquilidad a Guanajuato. Tenemos que salir adelante, prometió.

De diciembre del año pasado a la fecha, grupos armados han atentado contra internos de cuatro anexos en Irapuato.

El último mes de 2019 sujetos armados irrumpieron en uno y raptaron a 20 jóvenes. En febrero pasado, hombres armados incendiaron un centro de rehabilitación, en la colonia Progresiva del Jaral y se llevaron a cuatro personas.

El 6 de junio, en la colonia 24 de abril, fueron ultimadas 10 personas internadas en uno de estos refugios. Dos días después, representantes de centros de rehabilitación se manifestaron en la alcaldía para exigir seguridad al alcalde panista Ricardo Ortiz Gutiérrez.

En Irapuato existen unos 265 anexos, pero sólo 30 tienen registro oficial, reveló en esa ocasión Cortés Zavala. Hay centros que están trabajando clandestinamente. Nomás nos escuchan, pero no dan seguimiento. Este es el tercer ataque en un año, refirió el representante de la Red de Anexos de Guanajuato, Nicolás Pérez Ponce.

Carlos Zamarripa Aguirre, titular de la Fiscalía General del Estado, escribió en Twitter: He designado un equipo especializado para la investigación y esclarecimiento de este cobarde hecho criminal que lacera a la sociedad. Capturaremos a los inculpados y los llevaremos ante la justicia.