México social: aumentan precios, los ingresos no

El Consejo Nacional para la Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) dio a conocer la actualización del valor de las “líneas de la pobreza”: la línea de la pobreza extrema, equivalente al valor de la canasta alimentaria, y la línea de la pobreza, cuyo valor es el de la canasta alimentaria más el de la no alimentaria.

De acuerdo con el Coneval, en la administración 2012-2018 el valor de la línea de la pobreza extrema tuvo un crecimiento de prácticamente 26% en el ámbito rural, y de 26.4% en los ámbitos urbanos. Por su parte, el valor de la línea de la pobreza tuvo, para el mismo periodo, un incremento del 24.1% en el sector rural, mientras que en los ámbitos urbanos mostró un crecimiento de 23.1 por ciento. En contraste, el valor real del ingreso laboral per cápita en el ámbito rural tuvo un incremento, en el mismo periodo, de apenas 8.5%, y de 3% para los ámbitos urbanos.

¿Qué se alcanza a comprar con eso?

De acuerdo con los datos relativos a los componentes y el valor de la canasta alimentaria, proporcionados para el mes de febrero del 2019, el Coneval considera 19 capítulos de productos y servicios para la línea de la pobreza extrema.

Para su cálculo, el Coneval estima un consumo promedio al día de mil 354.3 gramos por persona, con un costo diario de 36.77 pesos, es decir, quien gane esa suma o menos al día, no podría adquirir lo mínimo elemental para sobrevivir.

Así, el primero de los productos considerados es el maíz, del cual se consideran dos modalidades de consumo: tortillas de maíz, de las cuales se estima que el mínimo para una persona es de 217.9 gramos, con un valor de 3.48 pesos por día, y de 70.2 gramos diarios de maíz en grano, con un costo de 0.44 centavos por día.

El segundo producto es el trigo, del cual se consideran cuatro posibles modalidades: a) pasta para sopa (7.8 gramos al día); b) galletas dulces (3.1 gramos diarios); c) pan blanco (11.2 gramos) y d) pan dulce (18 gramos). Los valores diarios estimados para estos productos son, respectivamente, de: 26 centavos de un peso; 18 centavos; 34 centavos y 90 centavos, es decir, 1.68 pesos al día para estos productos.

Valor

Se considera además un consumo diario de arroz de 14 gramos, con un costo de 26 centavos; 47 gramos de carne, con un precio de 5.28 pesos; 60.3 gramos de pollo, con un valor de 3.32 pesos al día; 155 gramos de leche, con un costo diario de 2.21 pesos; 5 gramos de queso, con un valor de 40 centavos al día; 29.6 gramos de huevo al día, con un valor de 40 centavos; 17.6 gramos de aceite vegetal, con un costo de 48 centavos; 149.7 gramos de verduras y tubérculos, con un costo de 4.35 pesos al día; 63.7 gramos de frijol, con un costo de 1.47 pesos al día; 105.6 gramos diarios de frutas frescas, con un valor de 1.90 pesos al día; 20 gramos de azúcares y mieles, con un valor de 46 centavos diarios; 3.5 gramos de pollo rostizado, con un valor diario de 28 centavos por día; 241 gramos diarios de agua embotellada y 106.2 de refrescos de cola y de sabores, con un costo de 1.91 pesos; así como 7.28 pesos al día por alimentos preparados fuera del hogar.

Para los ámbitos urbanos hay algunas variaciones en el tipo de productos que se consumen; se incorpora por ejemplo el jamón, la chuleta y costilla de cerdo; algunas variedades de carne de res, el yogur, el pescado fresco o el queso. Para las zonas urbanas, el valor de la canasta alimentaria es de 51.80 pesos, con un promedio de consumo de mil 592.5 gramos de alimentos por día.

La canasta no alimentaria

Ya se dijo que la línea de la pobreza se diferencia de la línea de la pobreza extrema porque a la canasta alimentaria se le suma el valor de la canasta no alimentaria, la cual se estima en mil 554.12 pesos para las zonas urbanas y de mil 103.01 para los ámbitos rurales.

Esta canasta se compone por 12 capítulos, cuyos costos mensuales por persona se estiman como sigue: a) transporte público: 248.23 pesos en las zonas urbanas y 153.53 pesos en las zonas rurales; b) limpieza y cuidados de la casa, 83.84 pesos en las zonas urbanas y de 76.85 en las rurales; c) cuidados personales, con 147.59 pesos en zonas urbanas y 94.06 en las rurales; d) educación, cultura y recreación, con 306.3 pesos en zonas urbanas y 116.32 pesos en las rurales; e) comunicaciones y servicios para vehículos, 47.65 pesos en zonas urbanas y 12.79 en las rurales; f) para vivienda y servicios de conservación se consideran 242 pesos para zonas urbanas y 137.9 para las rurales; g) para prendas de vestir, calzado y accesorios se tiene un estimado de 185.66 para zonas urbanas y 121.12 para las rurales; h) en cristalería, blancos y utensilios domésticos, 21.78 pesos para zonas urbanas y 16.83 para las rurales; i) en cuidados para la salud se consideran 201.71 pesos en zonas urbanas y 138.69 en las rurales; j) en enseres domésticos y mantenimiento de vivienda, 23.96 pesos en zonas urbanas y 14.24 en rurales; k) en artículos para esparcimiento, 5.09 pesos en zonas urbanas y 1.76 pesos en las rurales; y, l) en el capítulo de “otros gastos” se tiene una suma de 27.6 pesos al mes en zonas urbanas y 15.84 en las zonas rurales.

Fuente: Excélsior