AMLO arremete contra “adversarios” por culpar a la CFE del apagón masivo

El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que aunque el problema del apagón en el norte del país se originó en Texas, Estados Unidos, sus adversarios aprovechan para criticar a la CFE y a su gobierno.

“No está demás recordarlo porque a veces los medios de comunicación que no nos ven con buenos ojos sólo ven el árbol y no el bosque entonces para ellos el problema es en México, el caso de la pandemia, por poner un ejemplo no se entiende que es una pandemia, que es una crisis de salud de talla mundial, es lo mismo en este caso aunque el problema se origina en Texas para ser precisos, todo el cuestionamiento es a la CFE al gobierno de México”.

En su conferencia de prensa, en Palacio Nacional, acompañado por el titular del CFE y técnicos de la empresa, el titular del Ejecutivo reclamó, sin mencionar su nombre, que el expresidente Felipe Calderón Hinojosa criticó la política energética de la actual administración.

“Hubo un expresidente que puso en su Twitter que ya era el segundo o tercer apagón lo que mostraba el mal manejo y la ineficiencia de la política energética del país, aprovecha para atacar gobierno y sobre todo la transformación que se está llevando acabo por qué ellos quisieran continuará el régimen de corrupción, el régimen de privilegios, antipopular, contrario al pueblo”.

El mandatario destacó que el trabajo de los técnicos de la CFE aquí ha sido excepcional para restablecer el sistema eléctrico en los estados afectados, lo que no sucede en otras partes de mundo.

Y es que desde el pasado lunes 15 de febrero hubo una interrupción del suministro de energía eléctrica en el norte y noreste de México por déficit de generación.

En total, hubo afectación en 4.8 millones de personas en los estados de Nuevo León, Tamaulipas, Coahuila, Tamaulipas, Chihuahua, Zacatecas y Durango.

El mismo lunes, por la tarde, se reestableció el servicio a 79% de los usuarios afectados.

Ese día, a las 19:30 hrs, el Cenace solicitó un nuevo tiro de carga (interrupción del suministro), con la finalidad de estabilizar el Sistema Eléctrico Nacional, afectando a 23 estados y 5.9 millones de usuarios en el país.