Jinn, la primera serie árabe de Netflix, causa polémica en Jordania por contener “escenas inmorales”

Jinn, la primera serie árabe producida por Netflix, acaba de llegar a su catálogo perseguida por la controversia en Jordania. Un fiscal ha ordenado a la unidad de delitos cibernéticos la apertura de una investigación contra la serie por incluir “escenas inmorales”, recoge Deadline.

La ficción, creada por Mir-Jean Bou Chaaya, Elan Dassani y Rajeev Dassani, se compone de cinco episodios que fueron rodados en su totalidad en Jordania, que ahora pide explicaciones por el contenido. ha sido definida como un drama iniciático con toques fantásticos, donde un grupo de jóvenes alumnos de instituto tienen que unirse para evitar la destrucción del mundo. Estos están liderados por Mira, una adolescente rebelde que no ha podido superar la muerte de su madre y que encuentra el amor en Keras, el Jinn al que se ha encomendado la vigilancia del resto de Jinns.

LA PROTAGONISTA BESA A DOS CHIDOS DISTINTOS 

Si la serie está en la mirilla jordana no es por el argumento en sí, sino dos escenas que involucran a la actriz protagonista, Salma Milhis. En concreto, dos escenas románticas, donde la joven besa en cada una a un chico distinto, algo cuando menos osado en un país tan conservador como ese. Asimismo, el lenguaje de Jinn ha sido tildado como inapropiado.

Todos estos han sido detonantes de la petición de un fiscal para “tomar medidas inmediatas para impedir la emisión”.

Ante la controversia, la comisión de medios de comunicación de Jordania se ha desentendido de Jinn, alegando que no ha estado involucrada ni tenido ningún tipo de rol en la creación de la ficción. Matizan que la legislación les otorga capacidad de decidir contenidos y censurar solo en canales de televisión tradicional, quedando las plataformas de streaming fuera de su alcance.

Algo similar a lo que ha explicado la Royal Film Commission del estado. “Hay una gran discrepancia entre las reacciones y comentarios sobre Jinn -positivos y negativos- entre los jornados. Algunos la han atacado por su audacia y por cruzar algunas líneas rojas, mientras otros creen que refleja la realidad de colectivos adolescentes. Estas opiniones contrapuestas reflejan la diversidad de la sociedad jordana, y es algo positivo”, indicaban y recordaban que estamos ante “una serie, no un documental”.Ver imagen en Twitter

Ver imagen en Twitter

RoyalFilmCommission@FilmJordan

Following controversial reactions re: #JINN TV series on @netflix , clarification from the RFC regarding its role in production and additional comments:23610:27 – 14 jun. 2019101 personas están hablando de estoInformación y privacidad de Twitter Ads

NETFLIX SE DEFIENDE ANTE LA “OLA DE ACOSO A LOS ACTORES”

La respuesta de Netflix Oriente Medio tampoco se ha hecho esperar. A través de Twitter, la compañía ha calificado la situación y las amenazas como “una ola de acoso contra los actores y el equipo de la serie” y ha defendido el producto.

Fuente: Sin Embargo