Jesse Williams deja Grey’s Anatomy luego de 12 temporadas

Tras 12 temporadas, Jesse Williams abandona Grey’s Anatomy. El actor, que dio vida a Jackson Avery, se despedirá de su personaje en el episodio 17×15, titulado Tradition, que se emitirá en ABC el 20 de mayo.

“Siempre estaré agradecido por las oportunidades ilimitadas que me brindaron Shonda Rhimes, la cadena, el estudio, los compañeros de reparto, nuestro increíble equipo, Krista Vernoff, Ellen Pompeo y Debbie Allen”, dijo Williams en un comunicado recogido por Deadline.

“La experiencia y la resistencia nacidas de crear casi 300 horas de televisión líder a nivel mundial es un regalo. Yo he tenido la suerte de aprender tanto de tantos y doy las gracias a nuestros fans, que aportan tanta energía y aprecian nuestros mundos compartidos. Siempre lo llevaré conmigo. Estoy inmensamente orgulloso de nuestro trabajo, nuestro impacto y de seguir adelante con tantas herramientas, oportunidades, aliados y queridos amigos “, concluyó.

“Jesse Williams es un artista y activista extraordinario. Ver su evolución en los últimos 11 años tanto en la pantalla como fuera de ella ha sido un verdadero regalo”, añadió la productora ejecutiva y showrunner, Krista Vernoff.

“Echaremos mucho de menos a Jesse y a Jackson Avery, interpretado a la perfección durante tantos años”, agregó.

Williams se incorporó a la ficción en la temporada 6. La serie ha preparado el terreno para su despedida en el episodio 17×14, titulado Look Up Child. En el capítulo, Jackson visita a su padre Robert (Eric Roberts) y tiene una conversación sincera con su ex y el amor de su vida, April. (Sarah Drew), la madre de su hija Harriet.

El episodio intercala las conversaciones de Jackson con Robert y April, en las que les comunica su decisión de hacerse cargo de la fundación familiar. El protagonista decide mudarse a Boston y quiere que su exmujer y su hija se vayan con él. Al final, Apriel revela que ella y su pareja han roto, dejando la puerta abierta a una posible reconciliación entre Jackson y su ex.

En los últimos años Williams ha probado suerte más allá de la interpretación, ejerciendo como productor de Two Distant Strangers, producción ganadora del Oscar a mejor cortometraje. También ha dirigido algunos episodios de Grey’s Anatomy y un capítulo de la serie Rebel. Como actor, próximamente rodará Team Joy y Marked Man.