TikTok pagará millones por vender datos de usuarios sin su consentimiento

Una de las razones por las que las redes sociales han sido duramente criticadas a lo largo de los años es la manera en que utilizan la información de sus usuarios. La filtración o la venta de datos no solo afecta la reputación de las empresas sino que las puede llevar a pagar millonarias cantidades. Es el caso de TikTok que acordó pagar 92 millones de dólares para resolver docenas de demandas.

En las demandas, muchas de las cuales están considerando a menores de edad, se acusa que la red social de origen chino acumuló datos personales de los usuarios sin su consentimiento para luego venderlos a los anunciantes e, incluso, compartirlos con Facebook y Google.

Según los abogados involucrados en la demanda, TikTok recopiló silenciosamente una gran cantidad de información de identificación personal sobre los titulares de las cuentas, incluidos sus datos biométricos, su origen étnico, género y edad. 

En una extensa discusión legal, TikTok inicialmente se enfrentó a más de 20 demandas federales, que luego se combinaron en una acción de varios distritos en el norte de Illinois, Estados Unidos. 

En la demanda se alegaba que la compañía violó las leyes federales, incluida la Ley de abuso y fraude informático y la Ley de protección y privacidad de videos. También se le acusa de quebrantar las leyes de privacidad en Illinois y California según las cuales las empresas de tecnología deben recibir un consentimiento por escrito de sus usuarios antes de recopilar datos sobre su identidad.

De acuerdo con NPR, una organización de medios independiente y sin fines de lucro, el acuerdo millonario ha sido descrito por los abogados del caso como uno de los “mayores pagos relacionados con la privacidad de la historia” mediante el cual la compañía compensará a 89 millones de usuarios estadounidenses, algunos de tan solo seis años.

Negaron las acusaciones 

A pesar de que TikTok le dijo a NPR que no estaba de acuerdo con las acusaciones, decidió resolver el caso para evitar seguir la batalla legal que ya se había prolongado durante más de un año. “Nos gustaría centrar nuestros esfuerzos en crear una experiencia segura y alegre para la comunidad de TikTok”, dijo un portavoz de la empresa.

Aun así los demandantes aseguraron que mientras millones de usuarios en los Estados Unidos recurrieron a la aplicación en busca de videos de desafíos de baile, consejos de cocina y parodias, TikTok estaba enviando su información a servidores en China o en otros países donde los empleados podían acceder a los datos.

Y es que, según los investigadores contratados por los abogados para este caso, la plataforma de videos cortos hizo todo lo posible para ocultar las prácticas de recopilación e intercambio de datos por lo que ocultó el código fuente que revelaría esta conducta. 

El acuerdo, que está pendiente de aprobación por el tribunal, también dicta que TikTok debe dejar de rastrear la información biométrica, incluidas las características faciales. También se comprometió a detener el movimiento de datos de usuarios estadounidenses en el extranjero y prometió dejar de recopilar datos de borradores de videos. 

Vale la pena recordar que la popular aplicación está lidiando con diversas investigaciones de seguridad y quejas en Europa. Además, anteriormente, la Comisión Federal de Comercio de los Estados Unidos le impuso una multa de 5.7 millones de dólares por violaciones a la privacidad de los niños.

Y, actualmente, la administración de Joe Biden ha pedido una revisión más amplia del uso de la tecnología china por parte de los estadounidenses, una política más relajada que la propuesta de Trump de prohibir la app, pero que no la aleja de posibles cambios en su estructura. 

Por | El Universal