* PRECIO VARIABLE SEGÚN ESTACION

Renuncié por inequidad y falta de segunda vuelta; no negocié con nadie: Zavala

Margarita Zavala, ex aspirante a la presidencia de México, subió un video a sus redes sociales, en el que explica que el actual sistema electoral hace inviable el éxito de una candidatura independiente ya que promueve el voto en favor de las tendencias y no de las propuestas y las necesidades ciudadanas.

La expanista señaló que la principal motivación de su candidatura fue la convicción de que México requiere redignificar la política y acabar con los privilegias que otorga el sistema partidista a muchos de los personajes que ahora aspiran a la presidencia u otros cargos.

Recordó que en su momento, ella llegó a encabezar muchas de las encuestas sin contar con espacios publicitarios como muchos de los ahora contendientes a la presidencia sí tuvieron y por ello pusieron toda clase de obstáculos para evitar que ella o cualquier otra persona que impulsara un proyecto centrado en la ciudadanía obtuviera una candidatura.

No obstante, dijo, con el apoyo y el trabajo de muchos alcanzó los requisitos necesarios para convertirse en la primera candidata independiente a la presidencia de la república en el país.

Empero reconoció que su candidatura quedaría rezagada ante los 12 mil millones de pesos de dinero público que reciben los partidos para este año y los miles de spots a la semana por cada estación de radio y televisión. “Yo tengo 23 y a medida que se acerca la elección se deja de valorar las propuestas para concentrar los que las encuestas marcan como más probable que ocurra”.

“Esto se debe en gran parte a la carencia de un sistema de segunda vuelta electoral. Al dejarlo todo a una vuela, se suprime la posibilidad de que el ciudadano pueda hacer valer sus preferencias y se pasa directo a votar por quienes aparentan tener más posibilidades de triunfo”.

Zavala agradeció a todos los que apoyaron su campaña y dijo que dejará en libertad su decisión de apoyar al candidato ya que ella no declinó en favor de ningún candidato ni negoció con nadie. “Los votos son de ustedes, no de los políticos, ni de los líderes, ni de mucho menos de los partidos”.