Demandan taxistas a Uber por evasión

Transportación Terrestre Nueva Imagen, empresa de taxis que opera en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), presentó una demanda en contra de Uber y Cabify por evasión de pago de impuestos, informó Reforma.

“Esto es por la evasión de pago de contribuciones en la que incurren al operar”, expuso tras una conferencia de prensa Joaquín Ortega Esquivel, abogado de la empresa, una de las siete que opera en el AICM con una flota de 506 taxis.

La demanda fue presentada ante la Procuraduría Fiscal hace dos semanas.

Ante esto, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) reconoció ante la empresa demandante que no existe domicilio fiscal ni de Uber ni de Cabify, lo que, a decir del abogado, evidecia que no están pagando impuestos.

En el caso de Uber, dijo, existe un estimado de 128 mil viajes realizados en el país, de los cuales la empresa se queda el 25 por ciento de comisión sin pagar impuestos.

Eso significa que al año la empresa evade pagar alrededor de 560 millones de pesos al año si se estiman viajes con un costo promedio de 150 pesos; la empresa debería pagar hasta 32 por ciento de Impuestos Sobre la Renta (ISR), ya que sus costos de operación son mínimos, advirtió.

Destacó que hasta ahora son solo los conductores de Uber los que pagan impuestos, pero no la empresa.

Uber y Cabify ofrecen además servicios desde y hacia el AICM sin los costos de operación que las empresas de taxis que lo hacen sí tienen que hacer, abundó.

Por ejemplo, al mes deben pagar 3 mil pesos por unidad por pensión.

Resaltó que si la demanda procede, la SHCP tendría que hacer un requerimiento público, debido a que no existen domicilios fiscales, localizar a los representantes de las empresas para que pagaran impuestos y en caso contrario embargar al menos las aplicaciones.

Las unidades no serían retiradas, ya que las operan los conductores que solo usan las aplicaciones.

Carlos Tepale, presidente de la empresa, consideró que Uber y Cabify malinforman al decir que ofrecen un servicio particular, cuando se trata de uno público.

La primera opera alrededor de 2 mil viajes diarios desde y hacia el AICM, expuso.

De acuerdo con Tepale, de un año y medio a la fecha, los ingresos de cada uno de los mil 800 taxistas que operan en la terminal aérea se redujeron de alrededor de 40 mil a 15 mil pesos mensuales.

Los taxistas informaron que también presentaron otra demanda ante la PGR por omisiones de las autoridades como la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, aunque estimaron que podría no prosperar.

Los quejosos acusaron, sin dar pruebas, que existen sospechas de que funcionarios públicos operan unidades de Uber y Cabify.